Importancia de los Minerales


Los minerales como recurso que permitió al ser humano transformar su vida

Entendidos como uno de los recursos naturales más significativos para la vida del ser humano, los minerales y con ellos los metales han servido a lo largo de la historia para aportar innumerables beneficios a la vida del ser humano, único ser vivo que ha logrado dominarlos y conocerlos a fonodo para uso personal.

El valor de los minerales para los seres humanos se remonta a tiempos antiguos, ya que las primeras herramientas de la humanidad fueron elaboradas con estos materiales. Con el devenir de los acontecimientos, el uso de los minerales pasó incluso a darle nombre a las etapas de la historia humana: así, los expertos han denominado Edad de Piedra, Edad del Cobre y Edad del Hierro a diversas fases de la civilización.

Asimismo, los minerales han dado al ser humano los materiales necesarios para la construcción de casas, fortalezas, murallas, castillos, templos y otras construcciones que han perdurado por milenios. Por otra parte, la importancia de estos productos queda plasmada también en la generación de energía, ya que los denominados combustibles fósiles (hulla y fundamentalmente petróleo) no son otra cosa que la transformación mineral de antiguos restos biológicos. En la actualidad, ciertos minerales brindan energía a partir de otras causas, como la radiación.

Los minerales y su relación con la naturaleza: elementos que forman parte de un todo

No es posible olvidar que, por otra parte, estas sustancias forman parte integral de los sistemas biológicos. Por ejemplo, el sodio es un constituyente relevante de todos los organismos vivos, ya que la conducción cardíaca y los impulsos nerviosos no serían posibles en ausencia de este mineral. Una consideración parecida corresponde al potasio, mineral que integra la actividad de los músculos y la funcionalidad óptima del corazón. La importancia del hierro también queda de manifiesto en evitar las anemias y otras dolencias similares.

Podemos agrupar o diferenciar a los minerales de acuerdo a su coloratura, uno de los elementos centrales en la determinación de sus características. Así tenemos los idiocromáticos que son aquellos que siempre mantienen el mismo color, como por ejemplo el oro o la plata. También tenemos a los minerales pseudocromáticos que obtienen su color a partir de características físicas y que es entendido como falso porque no es propio sino que puede variar dependiendo de la circunstancia. Entre ellos encontramos al ópalo, por ejemplo. En tercer lugar tenemos a los minerales alocromáticos, aquellos que pueden tomar el color de otros elementos y que pueden variar fácilmente a lo largo de su existencia como por ejemplo el berilo. Debemos decir, sin embargo, que esta es sólo una sola de las formas posibles de diferenciar a los minerales y metales.

La relación de los minerales con la economía: ¿podríamos vivir sin ellos?

minerales-3Cuando hablamos de los minerales en relación con el ser humano, encontramos que los vínculos son mucho más profundos de lo que realmente parecen a simple vista. Esto es así debido a que a medida que la vida del ser humano se fue complejizando fue incorporando cada vez más minerales y su uso también se fue haciendo cada vez más eficiente, más complejo, más duradero. Hoy en día no hay posibilidad para el ser humano de vivir sin estos elementos ya que gran parte de nuestra vida cotidiana depende de ello: el modo en que obtenemos los alimentos, las herramientas que utilizamos en todo momento, la tecnología, la construcción de edificios y casas, los valores monetarios, etc.

En áreas comerciales, los minerales adquieren una relevancia fundamental, especialmente en el abordaje financiero. El oro es considerado reserva de valor en numerosas naciones, mientras que la plata es un elemento de menor cuantía pero de no menor fundamento para los sistemas económicos. En una actividad paralela, como lo es la joyería, las piedras preciosas integran el acervo de preferencia de la mayor parte de los expertos y son en la actualidad generadoras de extensos y durísimos mercados ilegales y tráficos.

Los minerales completan su presencia en la tecnología moderna, con el silicio integrado a los computadores, así como con las piezas de zinc y níquel que forman parte de los recursos de ingeniería. Por lo tanto, la importancia de estos productos se pone de evidencia en los variados aspectos de la vida cotidiana.

Fotos: iStock, Achim Prill / markrhiggins


Compartir



Relacionado

 

Recomendamos