Importancia del Fordismo

Dentro del mundo de las políticas económicas, el siglo XX puede ser caracterizado como uno de los más importantes ya que en él se han desarrollado numerosos ejemplos. Entre ellos debemos mencionar el fordismo, una corriente económica formulada por quien le da su nombre, el empresario estadounidense Henry Ford.

Contexto de surgimiento de las ideas económicas de Ford

Para comprender de mejor modo la importancia de las ideas de Henry Ford, que derivaron en aquella corriente económica que aquí detallaremos, es central que tengamos en cuenta el contexto de su surgimiento. El siglo XX ha sido desde sus inicios uno de los siglos con mayores y más profundos cambios en la ecuación social y económica en Occidente. Así, en las primeras décadas del siglo encontramos a sociedades ya industrializadas donde la generación de capital es vital para la subsistencia de los empresarios.

La mentalidad de aquellos que poseen los medios de producción se desarrolló en este siglo pensando siempre en beneficios propios y diferentes métodos de explotación que significaran aprovechar al máximo las posibilidades de los trabajadores y a partir de ellos lograr mayores ganancias. Es aquí donde surge el fordismo como una opción teórica para sistematizar estas ideas en la práctica.

Presupuestos del fordismo y características principales

El fordismo preparó y sembró el escenario para que los industriales pudieran abusar plenamente y cada vez con mayor razón de sus trabajadores. Esto es así debido a que lo planteaba esta corriente económica supuso el mayor control y sistematización sobre la producción, surgiendo entre otros elementos la famosa cadena o línea de ensamble que suponía que cada obrero realizara tareas muy pequeñas y específicas de manera repetitiva y sin descanso. De este modo se estimaba que en una porción determinada de tiempo se podía lograr mucha mayor cantidad de productos al mismo tiempo que los mismos se abarataban al no requerir demasiada especialización ni técnica por parte de los obreros.

Efectos del fordismo en las clases trabajadoras

La producción en cadena estableció además una limitación cada vez mayor de los tiempos de descanso con tal de asegurar la mayor productividad posible, se redujeron los costos de las materias primas y se exponía al trabajador a grandes inseguridades especialmente en lo que hace a maniobrar maquinarias o aparatos.

De este modo, el fordismo invitaba a los industriales a controlar casi estadística y científicamente el espacio de trabajo sin permitir ni dar lugar a los derechos laborales al mismo tiempo que de este modo se quitaba fuerza a su acción y a sus posibles reclamos laborales.

Imágenes: Fotolia. Mark Markau - LovePhy


 
 

Relacionado

Comentarios


Los comentarios deben expresar una opinión del tema, aportando valor, o de lo contrario se borrará. Gracias.
 

Recomendamos