Importancia de la Radiación Solar

radiacion-solarLos rayos de sol influyen en la tierra durante todo el día. Son esenciales para la producción de energía eléctrica, como elemento necesario para el crecimiento de las cosechas, etc. Sin embargo, el exceso de estos también puede ser muy perjudicial. Hay que tener en cuenta que, gracias a los diferentes filtros naturales que hay en la atmósfera, la fuerza de los rayos solares es muchísimo menor.

El problema actual comienza con el proceso de industrialización del siglo pasado, sobre todo en el hemisferio norte del planeta. Esto ha hecho que la emisión de gases expulsados por empresas de todo tipo, desde petroleras, fábricas de automoción, textiles, etc., hayan logrado que esos filtros naturales de la atmósfera se vean debilitados notablemente, haciendo que la radiación entre con más fuerza, afectando así a la superficie del planeta. A consecuencia de ello se han creado de forma natural zonas más áridas, disminución de las especies animales alterando su ecosistema, atacando al ser humano, sobre todo en lo que a quemaduras de piel se refiere, de una manera más peligrosa…

La zona más afectada del planeta es la capa de ozono, por todos los gases que se han ido acumulando y que la han debilitado, posibilitando la aparición de grandes agujeros por los que la radiación solar entra casi sin control. Ya sean por estas u otras dificultades, el ser humano está empezando a tomar conciencia de que este es un problema que no se puede dejar para más adelante, que hay que solucionarlo no hoy, si no ayer.

Desde hace ya un par de décadas, estamos mucho más concienciados sobre esta problemática mundial. Muchos movimientos ecologistas, instituciones públicas y gobiernos nacionales, europeos e internacionales se han dado cuenta de que apostar por soluciones al exceso de radiación solar en nuestro planeta, ayuda a estabilizar la climatología del mismo, a evitar la desaparición de la flora y fauna de muchísimos lugares que son esenciales, incluso como reservas de la biosfera, y, algo importantísimo, protege al ser humano de un aumento de los problemas relacionados con enfermedades de la piel, melanomas, etc.

Debemos ser conscientes, de que lo que es esencial para la vida en un planeta, en exceso, puede ser completamente contraproducente. Por eso, la clave está en encontrar el equilibrio entre lo que el ser humano necesita y lo que es beneficioso para este y, por otro lado, poner todos los recursos a nuestro alcance, inteligencia, y soluciones, para hacer de nuestro planeta un espacio más verde, más ecológicos, más natural y en consonancia con la tierra, más protegido contra la radiación solar.


 
 

Relacionado

Comentarios


Los comentarios deben expresar una opinión del tema, aportando valor, o de lo contrario se borrará. Gracias.
 

Recomendamos