Importancia del Tono de Voz e Impacto en Conversar

En la comunicación humana intervienen muchos factores de una manera conjunta. Empleamos palabras, utilizamos un lenguaje no verbal a través de nuestros gestos y actitudes y también empleamos un tono de voz determinado. Si nos centramos en este último aspecto, los expertos en comunicación sostienen que la tonalidad en la voz es determinante en muchos sentidos.

Un elemento que nos marca como individuos

Cada persona tiene su propia voz, hasta el punto que somos capaces de identificar a los demás simplemente escuchándoles y sin necesidad de ningún contacto visual.

Forma parte de nuestra personalidad. En este sentido, con ella comunicamos emociones, actitudes y un grado de implicación personal. Al mismo tiempo, la imagen que proyectamos en los demás depende en gran medida de la tonalidad de voz que tengamos.

El uso determinado depende del contexto en el que nos encontremos. No es lo mismo una situación de intimidad personal, el ámbito familiar o el contexto laboral. Sería inadecuado emplear la misma tonalidad en situaciones totalmente distintas.

La velocidad que imprimimos al hablar, el tono que empleamos o la claridad en la articulación de las palabras también intervienen en el uso de la voz y todo ello influye en quien nos escucha. Una incorrecta articulación de las palabras comunica que alguien tiene algún tipo de problema (inseguridad, nerviosismo o apatía). Ciertos niveles son en ocasiones un claro mensaje de estar mintiendo.

En ciertas actividades profesionales juega un papel esencial

Un actor, un profesor o un locutor de radio trabajan con la voz. De hecho, es una de sus herramientas de trabajo. Estos profesionales trasmiten energía a quienes les escuchan. Un tono vital despierta el interés y uno apagado genera desánimo.

La credibilidad en la información que se comunica depende no solo del mensaje sino también de cuál sea el nivel empleado. Hay que tener en cuenta que aquellos profesionales que usan la voz como herramienta necesitan ser persuasivos y para ello deben modular la voz evitando la monotonía. Un mensaje trasmitido de forma monótona acaba aburriendo al interlocutor.

Por último, las voces seductoras son las que son percibidas sin estridencias, de forma suave y con una cierta melodía y dulzura.

Las voces masculinas son generalmente más graves que las femeninas. En este sentido, un timbre masculino trasmitirá autoridad, confianza y respeto, mientras que el timbre de voz femenino comunica tranquilidad, entendimiento y cercanía.

Imagen: Fotolia. Andrius Repsys, robodread, rifkhas

 

Relacionado

Comentarios


Los comentarios deben expresar una opinión del tema, aportando valor, o de lo contrario se borrará. Gracias.
 

Recomendamos